Las cuentas de banco online, el futuro de tu dinero 

Las cuentas de banco online, el futuro de tu dinero 

 

 

Está claro que la tecnología ha avanzado a una gran velocidad en los últimos años y ha llegado a niveles insospechados. Si nos hubieran preguntado hace unos años, no hubiéramos creído algo posible el encender el horno estando fuera de casa.  

 

En la misma línea se encuentran las cuentas online. Este sistema, que permite tener una cuenta bancaria en determinadas entidades sin necesidad de personarse en la oficina parecía algo totalmente imposible hace relativamente poco tiempo. 

 

Sin embargo, pese a que cuenta con una gran cantidad de ventajas, los inconvenientes que pueden reportar siguen echando para atrás a mucha gente. Te contamos cuáles son las ventajas y desventajas de este tipo de cuentas. 

 

 

La popularidad de las cuentas bancarias online 

 

Las cuentas bancarias online están viviendo una tendencia al alza desde hace tiempo, esto se debe a que ha aumentado el manejo electrónico de dinero. Si bien al cliente se le vende como un aumento de la comodidad, lo cierto es que existen mejores motivos para al entidad, al ahorrar en personal e instalaciones.  

 

Con este tipo de cuentas, los bancos no sólo buscan fomentar las nuevas tecnologías, sino que dificultan las operaciones clásicas para que los clientes empiecen a utilizar este tipo de cuentas bancarias. Por todo ello, cada vez ponen más problemas a la hora de pagar recibos como la luz o el gas, recibos de comunidades o ingreso de dinero. Una de las mayores restricciones en este sentido es que sólo lo puedes hacer en un horario muy restringido, mientras que a través de Internet se puede hacer en cualquier momento. 

 

 

 

Características de las cuentas online 

 

En este tipo de cuentas se puede hacer cualquier tipo de actividad que no suponga realizar un movimiento monetario físico. 

 

Para realizar ingresos o retiradas de efectivo, se dispone de acceso a la red de cajeros del banco o, en caso de que no se disponga de esta red, de la de un banco asociado. 

 

Si bien cada entidad posee características diferentes para este tipo de cuentas, alguna de ellas se suele repetir: 

  • Cero comisiones en mantenimiento: Está claro que estas comisiones no son muy altas (pueden rondar los cincuenta euros al año), pero quitarlas siempre supone un ahorro..  

 

  • Cero comisiones en  transferencias: las cuentas físicas solían tener comisiones cuando realizabas transferencias a otros bancos o superabas un número límite. En el caso de las cuentas bancarias online desaparecen este tipo de gastos. 
  • Cero comisiones de emisión o mantenimiento en las tarjetas:  Peor no sólo pagamos por las transferencias o el mantenimiento. Algunas tarjetas también acarrean gastos anuales o trimestrales que desaparecen en este tipo de cuentas. 

 

 

Ventajas de las cuentas online 

 

  • Flexibilidad horaria: Como se ha comentado anteriormente, los bancos han puesto horarios restringidos para determinadas gestiones. Con una cuenta online puedes realizar todo tipo de actividades a cualquier hora, desde tu casa y cuando más te convenga a ti.  
  • Más comodidad: Hoy en día somos capaces de hacer muchísimas gestiones desde el móvil, nos resulta rápido y cómodo y ya no estamos acostumbrados a esperar las filas o realizar gestiones en persona. 
  • Rapidez: Es probable que te hayas pegado horas esperando en el banco para poder hacer la gestión o hayas tenido que ir varias veces. Las gestiones con las cuentas online son mucho más rápidas. 
  • Uso sin intermediarios humanos: Puede parecer raro, pero estamos acostumbrados a hacer nosotros mismos las cosas, sin necesidad de terceras personas. 
  • Ahorro de costes: No sólo estamos hablando de comisiones, sino también de tener que pagar por un ingreso o el pago de un recibo. 

 

 

Inconvenientes de las cuentas online 

 

  • Realización personal de los trámites: De la misma forma que hay gente que prefiere hacer los trámites ellos mismos, hay quien sigue prefiriendo el método antiguo. 
  • Dominio del mundo digital: En la actualidad es difícil ver a alguien sin un smartphone. Sin embargo, sigue habiendo gente que no controla las nuevas tecnologías. 
  • Indisponibilidad de algunos servicios: Está claro que se pueden realizar muchas actividades a través de Internet, pero manejar dinero físico sigue sin ser una de ellas. 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *