Se avecina un cambio de nombre para la FARC

Se avecina un cambio de nombre para la FARC

A casi dos años de su fundación como movimiento político, el pronunciamiento de Iván Márquez de volver a las armas también ha traído consecuencias sobre su denominación.

El líder de la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC), partido formado por exmiembros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC-EP), manifestó que el nombre de esa agrupación será modificado, luego del anuncio de Iván Márquez de retomar las armas.

Rodrigo Londoño, alias ‘Timochenko’, dijo en una entrevista de Caracol que “las circunstancias obligan a que el nombre del partido cambie“, un día después de la difusión en internet de un video donde Márquez leyó un comunicado para informar que un grupo de los excombatientes desmovilizados por el acuerdo de paz, firmado en 2016 con el Gobierno de Colombia, continuaría “la lucha guerrillera”.

Esta aseveración ocurre luego de una discusión sostenida previamente en una reunión extraordinaria de la dirección de la FARC sobre la modificación de su denominación, según la prensa local.

Tanto Márquez, como Seuxis Pausias Hernández Solarte, alias ‘Jesús Santrich’, y Hernán Darío Velásquez, ‘El Paisa’, son ahora disidentes y pertenecían a la dirección nacional del partido, que estuvo conformada inicialmente por 111 miembros, por lo que se espera que también haya modificaciones en la cúpula de la organización.

¿Cómo será el cambio?
El senador Jorge Torres Victoria, conocido como ‘Pablo Catatumbo’, integrante de la dirección nacional, adelantó que el tema del cambio de denominación se abordará en el congreso del partido, que podría ser a finales de este año o a principios del próximo, recoge Caracol.

Por su parte, la también senadora Griselda Lobo Silva, alias ‘Sandra Ramírez’, viuda de Manuel Marulanda, uno de los fundadores de las FARC-EP en 1964, afirmó que la propuesta será llevada a una asamblea nacional del partido y la militancia tomará la decisión.

El nombre de la agrupación política surgió tras la votación en el congreso constitutivo, realizado el 1 de septiembre de 2017, casi un año después de que se sellara en La Habana el Acuerdo de Paz entre el Gobierno colombiano y el grupo insurgente.

Cuando se conformó el movimiento político se decidió que las siglas, que el grupo guerrillero mantuvo desde su creación, no serían cambiadas y que el logo del partido sería una rosa roja con una estrella en el centro.

Con el anuncio de la disidencia sobre sus hombros y el llamado a no renunciar al objetivo de alcanzar la paz “por duro que sea el camino“, la FARC se aproxima a su segundo proceso comicial, un año y siete meses después de las parlamentarias de marzo de 2018, cuando participó por primera vez en unas elecciones.

Para los comicios regionales y locales del próximo 27 de octubre, la agrupación inscribió a 80 candidatos ante la Registraduría. Entre las autoridades que propone, para unos 20 departamentos de los 32 de Colombia, no se encuentra ningún aspirante a alguna gobernación.

En esta oportunidad, le pidieron al Gobierno mayores garantías de seguridad para desarrollar con normalidad sus actividades políticas ante la cifra de más de 100 excombatientes asesinados y la forzosa suspensión de su participación en la campaña presidencial pasada, debido a los ataques que sufrió el entonces candidato Rodrigo Londoño.

Cuando apenas se estrenaba en el campo político, la también llamada ‘Fuerza del Común’ acudió a las elecciones parlamentarias del 11 de marzo de 2018, solo seis meses de haber sido fundada. Para esas votaciones llevó 23 candidatos.

En los comicios obtuvo 52.532 votos para el Senado (0,34 % del total de los comicios) y 32.636 (0,21 %) para la Cámara. A pesar de que estas cifras no le permitió obtener curules, el Acuerdo de Paz estableció que le correspondían diez sillas en el Congreso.

Entre la decena de parlamentarios que debían posesionarse estaba Márquez, quien no asumió su cargo por “no contar con las garantías” para ejercerlo. Santrich tampoco pudo juramentarse porque estaba detenido; luego, fue liberado debido a su fuero y después se fugó de su esquema de seguridad. El paradero de ambos era desconocido hasta la difusión del mensaje difundido el pasado jueves.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *