Reportan detección de lingotes falsificados valorados en 50 millones de dólares en el mercado del oro

Reportan detección de lingotes falsificados valorados en 50 millones de dólares en el mercado del oro

Están hechos de un oro muy fino, por lo que servirían para el blanqueamiento del metal de procedencia ilegal.

En el mercado del oro circulan miles de lingotes de marcas falsificadas hechas de metal de alta calidad, reportóReuters este miércoles con referencia a varias fuentes del sector bancario y aurífero.

En particular, al menos 1.000 lingotes de 1 kilogramo de peso —cuyo valor conjunto es de aproximadamente 50 millones de dólares— han sido detectados por cuatro refinerías suizas y hallados en los almacenes del banco estadounidense JPMorgan Chase desde el 2017.

Oro fino

Su rasgo más característico es el número de identificación, que suele repetirse de un objeto a otro, mientras la alta calidad impide su fácil identificación.

“El nivel de falsificación se está volviendo realmente bueno. Incluso para nosotros es difícil saberlo“, explicó el director ejecutivo de una refinería suiza de forma anónima, aunque admitió que las barras falsificadas son “un poco menos puras” del 99,99%, tasa de refinación alcanzada por los productores legales.

Por lo tanto, pese a que las falsificaciones detectadas representan casi nada comparado con la producción anual legal —que varía entre 2 y 2,5 millones de lingotes—, se puede afirmar que la mayoría de los falsos no han sido identificados hasta el momento, opina Michael Mesaric, jefe de la refinería Valcambi.

Origen oscuro

Dado que los lingotes falsos están hechos con un oro muy fino, no se trata de un caso típico de falsificaciones, cuando los criminales tratan vender una aleación barata por un alto precio, sino del blanqueamiento del metal de procedencia ilegal, suponen los expertos.

Es una forma maravillosa de lavar oro conflictivo. El oro es genuino, pero no tiene un origen ético […] [Los lingotes falsos] se ven completamente genuinos, se analizan correctamente y también pesan correctamente”, señaló el director ejecutivo de la refinería australiana Perth Mint, Richard Hayes, que detalló que la circulación del oro “es muy, muy difícil de controlar“.

Según la agencia, probablemente los lingotes falsificados se producen en la China continental, de donde llegan a los mercados de Hong Kong, Japón y Tailandia para después propagarse por el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *