A pesar de nueva Ley de Partidos, sigue campaña destiempo, dice PC

A pesar de nueva Ley de Partidos, sigue campaña destiempo, dice PC

SANTO DOMINGO, RD.-  El movimiento cívico no partidista Participación Ciudadana lamentó que a pesar de que ya entró en vigencia  la nueva Ley  33-18 sobre Partidos, Movimientos y Agrupaciones Políticas, no han sido detenidas las actividades proselitistas a destiempo de varios precandidatos, las cuales incluyen transmisiones televisivas y otras acciones que son doblemente sancionadas por dicho estatuto.

En una carta al presidente de la JCE,  Julio César Castaños Guzmán,  firmada por su coordinadora general, Miriam Díaz Santana,  Participación Ciudadana reclama a este organismo que se aboque cuanto antes  a dictar los reglamentos que se requieren para la aplicación de la nueva legislación.

Indica que está dando seguimiento al cumplimiento de la Ley,  la cual contempla por un lado la retención de la parte de los fondos públicos que corresponden a los partidos cuyos candidatos hacen campaña a destiempo, y por otro, la inadmisibilidad de sus aspiraciones.

Señala que mientras más rápido se inicie la elaboración y aprobación de los reglamentos “más posibilidades hay de que el próximo proceso sea exitoso, no sólo en el aspecto logístico, sino, sobre todo, en el cambio de las antiguas prácticas que ahora se regulan y el aumento de la confianza de la ciudadanía en los procesos electorales”.

Recuerda que la nueva ley también contempla pena de prisión por divulgar a través de las redes sociales mensajes negativos que empañen la imagen de los candidatos, lo cual es “inconstitucional y peligroso”, ya que “puede convertirse en  atentado contra el derecho fundamental de libertad de expresión y de información, y la calidad de los procesos electorales y de la democracia misma”que.

“La atención ahora debe concentrarse en la aplicación de la Ley 33-18, su reglamentación adecuada y la aprobación de una nueva ley de régimen electoral, a más tardar durante la legislatura en curso. Por su lado, la JCE deberá asumir una tarea nada fácil: romper con la cultura de incumplimiento de la ley, para evitar sea la nueva víctima de esta debilidad nacional”, expone.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *