Trump acepta la candidatura a la Casa Blanca y advierte un “caos” en EE.UU.si Biden gana las elecciones

Trump acepta la candidatura a la Casa Blanca y advierte un “caos” en EE.UU.si Biden gana las elecciones

En medio de la Convención Nacional Republicana, el mandatario estadounidense concentró su discurso en criticar a su rival de cara a los comicios del 3 de noviembre.

En un Estados Unidos sacudido por la pandemia del coronavirus y las tensions raciales, el presidente Donald Trump aceptó este jueves la candidatura del Partido Republicano para su reelección advirtiendo sobre el “caos” que supondría la llegada del demócrata Joe Biden a la Casa Blanca.

“Su sueño americano estará muerto” si Biden gana el 3 de noviembre, alertó el Mandatario, en una nueva jornada de la Convención Nacional Repubicana.

“Estas son las elecciones más importantes de la historia de este país (…). Estas elecciones decidirán si salvamos el sueño americano o si permitimos que una agenda socialista demuela nuestro querido destino”, dijo el presidente, quien aseguró que Biden llevará a la Casa Blanca un “movimiento represor”

Además, el mandatario defendió su controvertida gestión de la pandemia, que en Estados Unidos se ha cobrado ya más de 180.000 vidas y roza los 6 millones de contagios, más que en ningún otro país en el mundo. “Para salvar tantas vidas como sea posible, nos centramos en la ciencia, los hechos y los datos”, afirmó el mandatario, al asegurar que el plan de los demócratas conduciría a “sobredosis, depresión, alcoholismo, suicidios, infartos y devastación económica”.

“El plan de Biden no es una solución al virus, sino una rendición”, afirmó el presidente, al que introdujo en su discurso, tal y como hizo hace cuatro años, su hija Ivanka Trump. Al tomar la palabra, Trump recibió la candidatura del partido a la reelección:

“Con el corazón lleno de gratitud y un optimismo sin límites, acepto profundamente esta nominación para la Presidencia de Estados Unidos”. Tras cancelar debido a la pandemia los escenarios iniciales para pronunciar su discurso, Trump optó por hacerlo en el jardín sur de la Casa Blanca ante alrededor de 1.500 personas, sentadas en sillas juntas y sin apenas mascarillas.

Los fuegos artificiales pusieron fin a la velada después de que durante cuatro días un desfile de acólitos lo elogió como un virtuoso económico, defensor de la vida y de Dios, y firme en la aplicación de la ley y el rechazo al “socialismo”.

Pero la segunda nominación del magnate republicano, de 74 años, llega en medio de una crisis sanitaria, económica y social sin precedentes, con más de 179.000 muertos por convid-19, 10,2% de desempleo, y masivas manifestaciones contra el racismo y la brutalidad policial.

admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *