Relojes que hacen electrocardiogramas (ECG): estos son los mejores y más baratos que puedes comprar

Los relojes inteligentes siguen ampliando sus funciones, ahora con la capacidad de hacer electrocardiogramas en apenas unos segundo para detectar anomalías cardíacas, aunque aún son unos pocos los que lo hacen.

Si buscas un reloj inteligente que, al igual que los Apple Watch, realice electrocardiogramas, hay que decir que es un club muy selecto el de los smartwatch con ECG, aunque poco a poco se van sumando nuevos modelos.

Ni que decir tiene que son los dos últimos Apple Watch la clara referencia en esta característica, y es que fue esta marca una de las primeras en implementarla a gran escala, aunque luego se le han sumado otras como Samsung o Fitbit, viejas conocidas del sector.

En estos momentos no es imprescindible gastar 300 ni 400 euros en un reloj con electrocardiograma. Los hay más baratos, incluso muy por debajo de los 100 euros, algo que no deja de ser sorprendente.

Para ponértelo fácil si te preocupa tu salud, hemos recopilado varios de los que ofrecen esta posibilidad en distintos segmentos de precio.

Todos están oficialmente a la venta en España y son los relojes inteligentes con electrocardiograma (ECG) mejores y más baratos que puedas comprar.

Apple Watch Series 5 y Series 6

Desde hace ya algunas generaciones, Apple viene incluyendo la función de ECG en sus relojes. No en todos, ya que por ejemplo el nuevo Apple Watch SE no la tiene, aunque hay que decir que es mucho más económico que los Series 5 y Series 6.

Son la clara referencia del sector de los smartwatch, aunque objetivamente se puede argumentar que hay modelos mejores. Cuestión de gustos.

Sus precios se mantienen por ahora por encima de los 300-400 euros, dependiendo de la versión que elijas.

Si tienes más dudas, te animamos a leer nuestro análisis del Apple Watch Series 6.

Apple Watch Series 5 (GPS) de 40mm
Apple Watch Series 5 (GPS) de 44mm
Apple Watch Series 6 (GPS) de 40mm
Apple Watch Series 6 (GPS) de 44mm
Samsung Galaxy Watch Active 2

Este caso es bastante particular. En su lanzamiento, el Samsung Galaxy Watch Active 2 no era un smartwatch con ECG, o al menos no lo tenía activado, aunque sí contaba con la capacidad técnica.

Su precio, de poco más de 200 euros, es ultracompetitivo incluso en el contexto actual.

Cuando pudimos realizar su análisis, no tuvimos la ocasión de poner a prueba esta característica, aunque sí las demás. Ahora finalmente ha recibido vía actualización la opción de electrocardiograma, así que es incluso más interesante.

Ya de por sí es un reloj con excelente relación calidad-precio, con sensor de frecuencia cardíaca, buena autonomía e incluso pagos móviles con NFC a través de Samsung Pay, así que simplemente el ECG es la guinda del pastel.

Prixton ECG

Este es con bastante diferencia el reloj inteligente con electrocardiogramas más barato de todos, y es que su precio se queda por debajo de los 50 euros.

La marca, Prixton, es conocida por sus productos deportivos, como por ejemplo cintas de correr o bicicletas estáticas, y ahora prueba suerte con un smartwatch pensado para deportistas.

Evidentemente, sus prestaciones en cuanto a batería, funciones inteligentes o calidad de la pantalla no tienen nada que ver con un Apple o un Samsung Galaxy Watch, aunque por el precio que tiene pocas pegas se le pueden poner.

Samsung Galaxy Watch 3

Pasamos ahora al que es el auténtico buque insignia de Samsung, el reloj con el que quieren plantar cara a los Apple Watch, aunque hay que señalar que todo indica que ambas marcas se dirigen a públicos fundamentalmente distintos.

Su precio, de unos 300 euros, es bastante económico para todo lo que tiene que ofrecer, empezando por el electrocardiograma, además de una pantalla AMOLED de muchísima calidad y NFC con Samsung Pay, entre otras cosas.

Sus sensores son también de los más precisos del mercado, además de apostar por un diseño circular que le da un aspecto bastante más clásico que el de su principal rival.

Ya hemos podido probarlo, así que te animamos a leer nuestro análisis del Samsung Galaxy Watch 3.

Fitbit Sense

Este es uno de los principales smartwatches de Fitbit en estos momentos, una marca con muchísimo recorrido en el sector de los wearables y que se ha ganado a pulso su buena fama.

El Fitbit Sense, además de ECG, tiene también medidor de saturación de oxígeno. Su precio se mantiene un poco por encima de los 300 euros, costoso, pero seguramente merece la pena la inversión.

Además, también integra todas las funciones de su app y comunidad, con consejos y entrenamientos fitness personalizados.

Withings Move ECG

A diferencia de otros fabricantes, Withings apuesta por un aspecto muy clásico en sus relojes. Son todos híbridos, es decir, que aunque tienen sensores y funciones inteligentes, sus manecillas son analógicas, mecánicas, de toda la vida.

Eso no significa que sean peores, sólo que son distintos. Por ejemplo, este modelo tiene ECG, pero también medidor de la calidad del sueño, de calorías quemadas y de actividad física en distintos deportes, hasta GPS ¡y por 129 euros!

Evidentemente depende fuertemente de su vinculación al teléfono móvil, en el que podrás ver todos los datos necesarios y el resultado de tu electrocardiograma.

Su aplicación, Health Mate, es casi con total probabilidad una de las mejores del sector.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *