Putin compara los valores modernos occidentales con el dogmatismo bolchevique y aboga por el “conservadurismo racional”

Putin compara los valores modernos occidentales con el dogmatismo bolchevique y aboga por el “conservadurismo racional”

Según el mandatario ruso, la lucha por la igualdad y contra la discriminación en Occidente se convierte en un “dogmatismo agresivo al borde del absurdo”.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, comparó este jueves durante su discurso en el foro del club Valdái los valores modernos occidentales con el dogmatismo bolchevique y abogó por el “conservadurismo racional”. 

El mandatario recordó que los bolcheviques mostraron una “intolerancia absoluta” a cualquier opinión diferente de la suya, trataron de destruir los valores que se formaron hace varios siglos. En este sentido, subrayó que “al observar lo que está sucediendo en varios países occidentales” ahora, se ven las prácticas que Rusia dejó en el pasado lejano. 

De acuerdo con Putin, la lucha por la igualdad y contra la discriminación en Occidente se convierte en un “dogmatismo agresivo al borde del absurdo”. Como ejemplo, el presidente mencionó que en la nueva cultura de cancelación contrarrestar el racismo se convierte en “discriminación inversa”, mientras que el “énfasis obsesivo” en las cuestiones raciales “divide aún más” a las personas.

Por otra parte, en varios países europeos la discusión sobre los derechos de género de hombres y mujeres “se ha convertido en una fantasmagoría total”, sostuvo Putin, afirmando que estos pasos se llevan bajo la ‘bandera de progreso’ “por error”. Además, la idea del derecho del niño para determinar su género se encuentra “al borde de un crimen de lesa humanidad”, según el mandatario. 

En este sentido, Putin mostró su apoyo a un “conservadurismo racional”, cuya importancia como base de un curso político aumentó en las condiciones mundiales actuales. “El conservadurismo moderado es, en mi opinión, la línea de conducta más razonable. Desde luego, inevitablemente cambiará, pero hasta ahora el principio médico de ‘no hacer daño’ parece ser el más racional”, concluyó. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *