Berenjenas rellenas

Berenjenas rellenas

Descubre todas las recetas de este plato tan popular y que tanto gusta a la gente. Hay infinidad de maneras de rellenar una berenjena, con carne picada, bechamel, quinoa, piñones, pollo, queso, etc. y de todas las maneras queda estupenda. Encuentra la manera de rellenar este alimento tan versátil con las siguientes recetas.

Esta simple preparación de berenjenas es uno de los mejores, más fáciles y más deliciosos que hay. Y por eso lo quiero compartir hoy con vosotros.

Berenjenas al horno

Ingredientes necesarios para 2 raciones:

  • 1 kilo de berenjenas
  • Sal kosher
  • 2 a 3 cucharadas aceite de oliva virgen extra
  • 8 ramitas de tomillo fresco
  • Unas rodajas de limón o una vinagreta para acompañar (opcional)

Consejo:

Las berenjenas suelen tener un sabor amargo (sobre todo si están maduras). Por eso, es recomendable salar las berenjenas con antelación. Lo único que tendrás que hacer es cortarlas por la mitad y añadirlas sal por encima. Deja que repose durante 30 minutos o más.

Luego lava la berenjena, escúrrela y sécala. Esto también servirá para que la berenjena no absorba tanto aceite.

Procedimiento:

Lava las berenjenas y sécalas. Córtalas por la mitad longitudinalmente.

Con la punta de un cuchillo, hazle varios cortes sobre la carne, primero hacia un lado, y luego hacia otro, de modo que quede un dibujo como de rombos.

Presiona los bordes de las mitades para abrir más los cortes y espolvorea un poco de sal en cada mitad. Déjalas de lado durante unos 30 minutos para quitarles el amargor.

Mientras tanto, calienta el horno a 200 ºC y prepara una bandeja para horno con una lámina de papel vegetal por encima.

Cuando haya pasado el tiempo, aprieta la berenjena suavemente para escurrir el jugo salado y sécala con un papel de cocina.

Con ayuda de una brocha de silicona, cepilla cada mitad con aceite de oliva, que sea 1 ó 2 cucharaditas por mitad (dependiendo de su tamaño). Al estar saladas, no absorberán tanto aceite como lo hace la berenjena normalmente.

Coloca cada mitad en la bandeja del horno y espolvorea por encima unas ramitas de tomillo picadas. Introduce la bandeja en el horno caliente, y deja que se asen durante 1 hora aproximadamente.

Durante ese tiempo, se puede ver como las berenjenas se desinflarán y ahora tendrán un color marrón oscuro. Una vez pasado el tiempo reglamentario, saca las berenjenas del horno y deja que enfríen durante unos minutos antes de servirlas.

Puedes servirlas como guarnición de carnes o pescados; o como segundo plato. Para aderezar las berenjenas, se pueden servir con una vinagreta de nuestra elección, o simplemente con un chorrito de jugo de limón.

Si lo que quieres es rellenar las mitades, tendrás que sacar la carne con una cuchara. Saldrá fácilmente pues estará tierna. Mezcla la carne de la berenjena con lo que quieras y vuelve a colocarlo dentro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *