Aldeas de Haití siguen a la espera de ayuda humanitaria tras el devastador terremoto del fin de semana

Aldeas de Haití siguen a la espera de ayuda humanitaria tras el devastador terremoto del fin de semana

Algunas aldeas de Haití se encuentran aún a la espera de que llegue ayuda humanitaria para dar cobertura a los ciudadanos que se han visto afectados por el devastador terremoto que sacudió el país el pasado fin de semana y que ya ha dejado 2.189 muertos y 12.268 heridos a su paso.

Algunas aldeas han sido destruidas casi por completo y todavía están esperando artículos que se necesitaban con urgencia, como alimentos, agua potable, medicinas y tiendas de campaña, según ha informado el periódico ‘Le Nouvelliste’ desde el departamento de Sud, en el sur de Haití.

Ante las dificultades y el aumento de las tensiones entre los residentes, los representantes locales electos han pedido al Estado que actúe con la mayor rapidez posible.

Hasta ahora, la ayuda solo ha llegado a las dos ciudades más grandes de la zona afectada en el suroeste de la nación caribeña: Les Cayes y Jeremie.

La cantidad de personas heridas en el terremoto de magnitud 7,2 que se produjo el sábado por la mañana supera las 12.200, mientras que 332 personas siguen aún desaparecidas, ha apuntado la agencia en sus redes sociales.

La directora de la Organización Panamericana de la Salud (Paho), Carissa Etienne, ha afirmado que las instalaciones de salud en la zona del terremoto están saturadas y que hay una veintena de ellas con daños graves y otras cuatro destruidas por completo a causa del terremoto.

Daline Noel carga a su hija Bernard Lenise, quien permanece recluida hoy en el hospital general Immaculée Conception, luego del terremoto del pasado 14 de agosto, en Les Cayes (Haití)

Daline Noel carga a su hija Bernard Lenise, quien permanece recluida hoy en el hospital general Immaculée Conception, luego del terremoto del pasado 14 de agosto, en Les Cayes (Haití)
La necesidad de personal médico, medicamentos, equipos y transporte de pacientes es “inmensa” y, además, ha pedido ayuda a la comunidad internacional.

El sistema de salud de Haití, que anteriormente se encontraba gravemente subfinanciado, se había visto afectado ya antes del terremoto debido al reciente empeoramiento de la pandemia de coronavirus.

Este terremoto ha afectado a un país donde muchos de sus ciudadanos viven en condiciones de pobreza extrema y que es particularmente vulnerable a los desastres naturales.

Protección Civil ha informado de que la mayoría de las muertes se han registrado en el departamento Sur, 1.832 concretamente, y el resto en Grand’Anse y Nippes, 218 y 137 respectivamente, y dos más en Noroeste.

Asimismo, ha indicado que la mayor parte de los heridos se encuentra en Sur, al menos 9.158, y que hay 332 personas desaparecidas.

A los estragos del terremoto, se suman los daños por las fuertes lluvias de la tormenta tropical ‘Grace’, que han dificultado las labores de rescate.

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha estimado que alrededor de 1,2 millones de personas, incluidos 540.000 niños, están afectadas por el terremoto y que medio millón de niños tienen acceso limitado o nulo a servicios básicos.

(Con información de Europa Press)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *